El sistema económico genera tensiones en relación con la dimensión social en aspectos emergentes, como el enfoque de los derechos humanos en la empresa, la interculturalidad en el escenario productivo como un desafío a la gestión en el relacionamiento con la comunidad a nivel interno y externo o la sostenibilidad como proceso multidimensional que implica el equilibrio entre lo económico, lo social y lo ambiental. Hoy, el centro del proceso productivo va más allá de la utilidad económica y demanda el cuidado del medio ambiente y la generación de condiciones de equidad en las comunidades. La línea busca desarrollar la perspectiva de interculturalidad en el ámbito de la organización productiva en clave del respeto de los derechos humanos, los derechos diferenciales y la sostenibilidad social para la sostenibilidad económica de la región.

 

Las sub-líneas de investigación son: