Pasar al contenido principal

Importante revista científica de la Royal Society publica estudio en la que participa docente de la Javeriana Cali

Importante revista científica de la Royal Society publica estudio en la que participa docente de la Javeriana Cali
Karen Daniela Ferrín

Creado por: Lola Ferrin

24 de Mayo de 2021

La prestigiosa revista Biology Letters, de la Royal Society, publicó recientemente un estudio que deja en evidencia el carácter autodestructivo que pueden tener los nacimientos virginales de varias especies de lagartos y serpientes.

La investigación fue realizada por Danny Rojas Martin Ph.D., profesor del Departamento de Ciencias Naturales y Matemáticas de la Javeriana Cali, su estudiante de doctorado Matthew Moreira, de la Universidad de Aveiro y el Centro de Estudios del Ambiente y el Mar (Portugal), y Carlos Fonseca Ph.D., del Laboratorio Colaborativo para la Gestión Integrada de Incendios y Bosques (Portugal).

Según explica el profesor Rojas, el fenómeno de nacimientos virginales se conoce como partenogénesis y está presente en varios grupos de vertebrados. Sin embargo, las especies de lagartos y serpientes partenogenéticos son las únicas que han evolucionado esta estrategia hasta el extremo: a partir de los óvulos de la hembra se desarrollan nuevos individuos, básicamente clones, sin que intervenga ningún gameto masculino.

En la tierra hay más de 11 mil especies de lagartos y serpientes. Se trata de un grupo de vertebrados terrestres con el que solo las aves pueden competir en términos de riqueza de especies y distribución global.

Cabe anotar que la partenogénesis proporciona algunas ventajas ecológicas a las especies que la poseen. Por ejemplo, las hembras no dedican energía y tiempo a aparearse con machos y las poblaciones pueden aumentar rápidamente de tamaño. Además, se ha demostrado que los individuos con partenogénesis pueden establecerse en ambientes que no son adecuados para los individuos con reproducción sexual.

“Sin embargo, las evidencias apuntan a que la partenogénesis puede ser desventajosa a largo plazo dado que es un fenómeno que ocurre de manera aislada; es decir, no hay un solo grupo taxonómico que esté formado solamente por especies partenogenéticas. Por otro lado, estas especies surgieron hace relativamente poco tiempo, y la baja diversidad genética asociada con estas podría limitar su adaptabilidad a los cambios ambientales”, expone el docente investigador.

Frente a estos datos, los autores del estudio sospecharon que la partenogénesis es un carácter autodestructivo, un aspecto de esta forma de reproducción que nunca antes se había examinado.

Para inspeccionar esta hipótesis, Rojas, Moreira y Fonseca utilizaron varios modelos que evalúan cómo la evolución de un carácter a lo largo de millones de años puede afectar la velocidad a la que surgen y a la que se extinguen las especies.

A a pesar de las ventajas que ofrecen los nacimientos vírgenes, solo 39 especies de lagartos y serpientes con partenogénesis entre las más de 11 000 especies que se conocen.

Utilizamos una filogenia construida a partir de datos moleculares para 5388 especies de lagartos y serpientes y, sobre esta filogenia, simulamos 36 escenarios macroevolutivos. Cada análisis tomó varios días de cómputo en un potente servidor de clústeres. Así descubrimos que las especies partenogenéticas son, efectivamente, más jóvenes que las especies sexuales, y que solo aquellos escenarios evolutivos que describen un aumento de las tasas de extinción cuando ocurre partenogénesis explican la baja frecuencia de este fenómeno en lagartos y serpientes. Esto nos permitió aportar evidencias sólidas sobre la partenogénesis como una estrategia que, aunque beneficiosa a corto plazo, a largo plazo compromete la longevidad de las especies”, añade el docente del programa de Biología.

Este estudio abre nuevas vías de investigación. Entre los vertebrados (por ejemplo, en algunas especies de anfibios y peces, incluyendo tiburones) se han descrito otras formas de reproducción asexual (como la ginogénesis, la hibridogénesis o la cleptogénesis) que, al igual que la partenogénesis de algunos lagartos y serpientes, se presentan en muy baja frecuencia. La investigación se puede extender para examinar si estas otras formas de reproducción también son caracteres autodestructivos, lo que permitiría una valoración más acertada del valor adaptativo de la reproducción asexual en vertebrados”, puntualiza.

Para leer la publicación puede ingresar aquí.

Investigación

Noticias

Nuestros estudiantes y profesores protagonizan hechos que merecen ser contados. ¡Conoce sus historias!